Mickey Rourke se inmortaliza en Hollywood

Por Agencia | 2011-10-31 22:20
Mickey Rourke
Foto: AP

El actor Mickey Rourke, protagonista de El luchador y Nueve semanas y 1/2 inmortalizó las huellas de sus manos y sus pies en el cemento de Hollywood en un evento en el que apenas pudo contener las lágrimas al recordar a su abuela.

La tradicional ceremonia, uno de los homenajes a estrellas de la pantalla más simbólicos de los que se realizan en la meca del cine, tuvo lugar a la entrada del teatro chino donde Rourke, de 59 años, estuvo acompañado por su novia, la rusa Anastasia Makarenko, así como de sus amigos de su etapa de boxeador y sus compañeros del séptimo arte.

Entre los presentes destacó el director Jon Favreau (Iron Man), el actor Eric Roberts (El caballero de la noche), quienes se encargaron de hacer los discursos de presentación, y el también intérprete Luke Evans, que aparece en la próxima película de Rourke, la mitológica Immortals que se estrena el 11 de noviembre en Estados Unidos.

"Quiero dedicar esto a mi abuela. Yo no estaría aquí si no fuera por todo el amor que me dio", dijo Rourke sobre el escenario visiblemente abrumado por la emoción y ocultando su mirada tras unas gafas de sol.

El actor explicó que su abuela fue quien le dijo que se portara como "un caballero" y le enseñó de niño sobre quiénes eran las estrellas de Hollywood cuyos nombres están ya grabados en el cemento donde a partir de ahora estará también el suyo.

Rourke reconoció que en el pasado él también hizo como los turistas y los curiosos que todos los años visitan el teatro chino y fotografían las huellas y comparan el tamaño de sus pies y sus manos con los de sus artistas preferidos.

En su trozo de cemento, Rourke incluyó el nombre de su perro Loki, que le hizo compañía en sus peores momentos cuando su carrera cinematográfica parecía haber terminado, su hermano Joe y una referencia a su abuela junto con el dibujo de un corazón.

"Tengo a mi abuela, a mi hermano y a mi perro, están todos ahí" dijo a Rourke quien recordó que se negó a recibir su estrella en el Paseo de la Fama de Hollywood por no poder incluir a su mascota en ella.

"Hace tiempo me dijeron que podía tener mi estrella, les dije que quería el nombre de Loki allí y ellos me dijeron que no, así que les contesté que no quería ninguna jodida estrella", comentó.

Desde 1928 los propietarios del teatro chino han homenajeado con este ritual a más de 250 personalidades de Hollywood, entre las más recientes han estado Brad Pitt, George Clooney, Johnny Depp y Jennifer Aniston, aunque en el cemento están grabados también los nombres de Charlton Heston, Humphrey Bogart, Rita Hayworth o Sophia Loren.

 

185
Comentarios